Concepto de casilla

El sufijo “illa” aplicado sobre la palabra casa, indica que casilla, es un recinto de pequeñas dimensiones.

Las casillas, pueden ser construcciones pequeñas, de diversos materiales, como madera, chapa o ladrillos, que pueden ser usadas con diversos fines, por ejemplo, para guardar tubos de gas envasado; albergar a quienes realizan un servicio de vigilancia; para quienes necesitan algún lugar para resguardarse, como el que caso de quienes aguardan la llegada de un medio de transporte o el lugar donde se expenden las entradas para diferentes espectáculos.

A las casas muy pequeñas y construidas de modo precario, aunque sean para vivienda permanente, también se las denomina casillas, por ejemplo: “Viví toda mi infancia en una casilla de chapa, que tenía una sola habitación para toda la familia”.

Suelen destinarse casillas para que descansen allí las mascotas, cuando están a la intemperie, que pueden ser de madera, metal o plástico. Si bien las de plástico son más económicas, las de madera son mejores aislantes de temperatura, siendo preferible que posean una base de hormigón, que proteja al animal de la humedad.

También pueden dividirse en casillas, las cajas, recipientes o estanterías, para organizar mejor los productos que ellos contienen: “A la caja de botones la dividí en varias casillas para colocarlos por color”.

En los juegos de damas o ajedrez, se denominan casillas, a los escaques del tablero, donde se ubican las piezas, en su posición inicial, y sobre las que van avanzando para ganar posiciones a lo largo de la competencia.

Pueden dibujarse casillas en un papel, a través de trazos, donde se divide el mismo con rayas horizontales y/o verticales, para separar la anotación de datos. Ejemplo: “Marca en la casilla de la derecha si el enunciado es verdadero falso” o “Falta entre tus datos personales, que anotes tu edad, en la casilla correspondiente”.

También suele denominarse casilla, al correo o apartado postal, que son compartimentos numerados, que una persona física o jurídica contrata en una oficina de correos. Allí se guarda su correspondencia hasta que pasa a retirarla. El correo electrónico ha reemplazado casi totalmente a la correspondencia en papel, y las casillas, que tenían gran utilidad si la persona estaba mucho tiempo ausente de su domicilio, o no quería revelarlo, con los avances tecnológicos, ya lo ha perdido.

En Cuba, las casillas son trampas que se usan para cazar pájaros y también es el nombre con que se conoce a las carnicerías.

Coloquialmente, “sacar a alguien de las casillas” es hacerle perder la paciencia, por ejemplo: “Mi cachorro me sacó de las casillas cuando masticó mis zapatos nuevos”.

Buscar otro concepto