Concepto de fondos buitre

Se califica despectivamente como fondos buitres, a las sociedades o fondos de inversión libre, que se dedican a la compra de la deuda o títulos de la deuda pública de Estados que están soportando una aguda crisis financiera, para obtenerlos como inversión, pagándolos a precio vil (inferior al que valen realmente) aprovechando las circunstancias, y luego renegociarlos a valores muy superiores y con altísimos intereses. Las compran a un 10 o 20 % de lo que sería su valor nominal y luego las venden al valor total. La calificación de buitres para estos fondos se deben a que se aprovechan del estado de necesidad y agonía que sufren los titulares originarios de los fondos, obteniendo de ellos beneficios de modo similar a los animales que obtienen su sustento de otros animales que están muertos o en estado de indefensión, como por ejemplo sucedió en México, con los “bonos basura” en los años 80.

Concepto de fondos buitre

A estas empresas que lucran de la obtención de beneficios sobre economías agónicas también se las conoce como “holdut” cuya traducción sería “el que queda excluido o afuera” pues se mantienen firmes en el momento del pago, no aceptando concesiones al momento de exigir la cancelación, y si se necesitan reprogramar los pagos, y ellos lo aceptan cobran intereses usurarios, muchas veces amparados por el sistema judicial que lo permite, como sucede en Argentina, que debió recurrir a vender títulos de su deuda pública como consecuencia de la aguda crisis que se desató en el año 2001, y entre los compradores, lamentablemente, aunque también altamente previsible, se hallaban los fondos buitres.

Por supuesto que así como estos fondos especulan con que los Estados podrán reestablecer su situación y los títulos cotizarse a mucho mayor valor, también corren el riesgo de que esto no suceda, y así obtener pérdidas o no tener ninguna ganancia.