Concepto de vaso

Una de las palabras de todo el castellano que quizás cuente con más significados es vaso. Un término este que procede del latín, en concreto de la palabra vasum, y que tiene como principal acepción el ser una pieza de tipo cóncavo que posee la capacidad para contener algo en ella.

En esta misma línea va el segundo significado que el Diccionario le otorga al mencionado concepto. En este caso, define vaso como todo aquel recipiente, ya sea de cristal o de cualquier otro material, que suele tener forma cilíndrica y que es empleado por el ser humano para poder beber.

Una circunstancia esta última que ha traído consigo que también sea frecuente utilizar el término como sistema de medida. De esta manera, en muchas ocasiones, se hace referencia a él como la cantidad de un líquido que cabe en uno de esos vasos. Por eso, se usa para decir un vaso de agua o un vaso de vino.

Fuera de estos ámbitos también ha que subrayar que el término hace acto de presencia en campos de la ciencia como sería el caso de la Zoología. En este sector en concreto se habla de vaso para referirse a todo aquel conducto que tiene el cuerpo de un animal por el que circula la sangre. Un significado que se extrapola al ámbito de la Botánica donde forma parte del organismo de las plantas y por él lo que circula es la savia.

El casco de los caballos, un bacín para excrementos, una embarcación o una obra escultórica en forma de jarrón que sirve para decorar jardines o edificios. Estas son otras de las acepciones que tiene la palabra vaso.