Concepto de ardiente

La palabra ardiente es un adjetivo, que procede del latín “ardentis” y que alude a lo que causa ardor o quemazón, por estar muy caliente o encendido, en sentido literal o figurado.

En sentido literal, lo usamos para hablar de cosas que se están quemando o están sumamente calientes, y decimos, por ejemplo: “Los leños están ardientes, y por eso el ambiente es cálido en esta habitación”, “El paisaje terrorífico, mostraba la ardiente casa consumiéndose en las llamas, a causa del incendio provocado por el maléfico “pirómano” o “Bajo un sol ardiente de verano, el agricultor recolectaba la cosecha, sintiendo su piel quemarse, y su rostro sudar en exceso”.

En sentido figurado, se aplica a las pasiones, que generan un estado de vehemencia tal, que pareciera que se enciende una llama dentro del individuo que lo llena de energía que lo desborda, positiva o negativa, según el caso. Ejemplos: “Mi corazón está ardiente de furia, y soy capaz de cometer un acto de locura, pues, acabo de enterarme, que mi padre murió por negligencia médica, así que trataré de calmarme, para no hacer cosas de las que luego, me arrepienta” o “Mi alma arde de pasión, por esa mujer, pues, aunque recién la conozco, ejerce sobre mí una atracción que quema mis sentidos, y nubla mi razón”.

Recibe el nombre de capilla ardiente o ardente, el lugar de culto cristiano, o el lugar privado, donde se venera a un santo, alguna reliquia, o donde se hace la despedida de los restos mortales de una persona importante, antes de que se realice el entierro del cuerpo, su depósito en nicho o su incineración, colocándose allí velas o artefactos luminosos.

En los velatorios, suelen colocarse dos filas de cirios, con sus candeleros (en número de tres) a los costados del ataúd, para iluminarlo de modo permanente y así rendir homenaje al muerto, dándole el último adiós, por parte de todos aquellos que lo han conocido en vida, ya sea por ser familiares, amigos, compañeros de estudio o trabajo, admiradores o fans, etcétera. Actualmente, la iluminación, en general, se hace con artefactos eléctricos.

En el Cine, la película española de drama religioso, “Corazón ardiente” estrenada en el año 2020, bajo la dirección de Andrés Garrigó y Antonio Cuadri, trata sobre el Sagrado Corazón de Jesús, con una parte documental y otra de ficción, sobre misteriosas apariciones y sucesos milagrosos.