?>

Concepto de bestia

La palabra bestia se originó en idéntico término latino, que se aplica para nombrar en el latín culto, a aquellos animales terrestres salvajes, que tienen mucha fuerza por lo cual en la defensa y el ataque cuentan con dotes naturales para salir airosos, por ejemplo, el león, la pantera o el tigre. Un sinónimo de bestia es, fiera. El domador de bestias se denomina bestiario. En el latín vulgar, una bestia es cualquier animal, preferentemente cuadrúpedo, aun si es débil, como el conejo o el ciervo.

Un uso más restrictivo es cuando se aplica a los animales de carga o de tiro. Se trata de animales domésticos que se usan para transportar mercancías por tracción a sangre (con su propia fuerza, con la cual tiran de carros, o hacen mover molinos, o llevan la carga encima de ellos. Los animales más usados como bestias de carga o de tiro, son las mulas, los bueyes, los caballos, los asnos, los camellos y los dromedarios. Los perros y los renos se usan para tirar de trineos.

Por extensión se le dice bestia a una persona que actúa irracionalmente, es poco inteligente o muy torpe, como si fuera un animal: “Mi hermano es muy bestia, repitió el curso cinco veces”, “Es muy bestia mi vecina, siempre se tropieza al entrar a su casa con su propio umbral” o “El médico al que fui fue muy bestia al recetarme un medicamento que estaba contraindicado en mi enfermedad de base”.

En la Biblia, en el libro “Apocalipsis de San Juan”, la bestia está vinculada con lo diabólico. La bestia escarlata de siete cabezas y diez cuernos que emerge del mar, y es hostil a Dios, representa aparentemente (ya que es un simbolismo) al sistema político del mundo, pues tiene poder y autoridad.

En Literatura infantil hay un cuento de hadas cuyo título es “La Bella y la Bestia”, de la que existen muchas versiones, siendo la más conocida, la de una hermosa mujer, que, para salvar a su padre prisionero de una bestia, lo reemplaza en el cautiverio, pero en realidad la bestia resultó ser un apuesto príncipe hechizado. Fue llevada al cine en varias oportunidades, siendo la última, la versión novedosa que le dio Disney en 2017.

El libro de cuentos del escritor argentino Julio Cortázar, “Bestiario” (1951) es el primero que aparece publicado con su nombre real. Uno de los cuentos lleva el mismo nombre que el título general de la obra. Trata de una adolescente que va a pasar las vacaciones a casa de sus tíos que tienen un tigre, que condiciona la vida familiar.