Concepto de llano

La etimología de la palabra llano, que puede usarse como sustantivo o como adjetivo, la encontramos en el vocablo latino “planus”, que es aquello que presenta en todas sus partes la misma altura.

En Geografía, un llano, planicie o llanura, es un terreno bajo, sin prominencias, cuyas elevaciones son muy suaves y no superan los 200 metros. En general, son tierras fértiles, de mucha importancia para los cultivos.

En Cantabria (España) hay tres localidades que se denominan, Llano, una en el municipio de Luena, otra en el municipio de Las Rozas de Valdearroyo y otra, en el de San Felices de Buelna.

En Estados Unidos, el Condado de Llano, pertenece al estado de Texas. Fue fundado en el año 1856 y tiene una población de algo más de 17.000 habitantes.

En Arquitectura, las escaleras que cuentan con muchos escalones, suele colocarse, luego de un tramo, un descanso, antes de seguir subiendo, que se conoce como llano. También se le dice llano, a toda aquella construcción carente de molduras o salientes.

En Gramática, las palabras graves o llanas, son aquellas que se acentúan o suenan más fuerte, en la penúltima sílaba. Llevan tilde cuando no terminan en vocal, ni en “n” o “s”, por ejemplo: cardumen, milanesa, erizo, álbum o azúcar.
Se dice que alguien habla con lenguaje llano, cuando va directo a la cuestión a tratar, sin rodeos, y expone en forma clara, con palabras sencillas y entendibles.

Históricamente, se conoce como estado llano, o tercer estado, a la estratificación social, propia del Antiguo Régimen, integrado por el pueblo que no gozaba privilegios, pues no estaba comprendido ni dentro de la nobleza ni del clero. Dentro del estado llano, había mendigos, artesanos, campesinos, comerciantes, profesionales y dueños de fábricas, integrándose allí, ricos y pobres. Todos ellos debían pagar impuestos, especialmente los más adinerados, pero se les negaba la participación política, ya que era la época del gobierno del rey, con poder absoluto. El estado llano, es el que protagonizó en 1789, la Revolución Francesa.

En geometría, se denomina ángulo llano a aquel que mide 180 º. Mide la mitad de un círculo. Si cambia de dirección, su orientación será contraria, ya que se trata de los ángulos de una recta.

En Literatura, el libro “El llano en llamas” se publicó en el año 1953, y se integra con una recopilación de cuentos, cuyo autor es el escritor mexicano, Juan Rulfo (1917-1986).