Concepto de cabina

La palabra cabina, procede del latín “cabine”, que se refiere a un lugar pequeño y cerrado, independiente de toda otra construcción o estructura, donde se reúnen, por ejemplo, algunas personas para hacer una actividad, o la parte cerrada de embarcaciones o aeronaves donde se aloja la tripulación, o el compartimento interno de un ascensor o elevador, o el sitio que aloja un aparato telefónico de uso público.

En las aeronaves, la cabina es la parte del avión donde viaja el pasaje, sentados en asientos provistos de cinturones de seguridad, y colocados generalmente en filas numeradas. La cabina se encuentra presurizada, inyectándose aire comprimido por bombeo, para que se pueda viajar a grandes alturas, donde la presión es muy baja, sin usar máscara de oxígeno para respirar. Puede haber cabinas, divididas por puertas o cortinados, de acuerdo a la comodidad que proporcionan (primera clase, con mejores servicios pero también más costosa, y clase turista, con precios más accesibles, pero con menor espacio entre asientos y menores comodidades, en general). Hay una cabina especial, denominada de vuelo o pilotaje, donde se aloja la tripulación técnica, especialmente, el piloto y el copiloto, donde se hallan los instrumentos para hacer ascender, descender y direccionar el avión, la que en general está cerrada, y su acceso no es permitido a los pasajeros, por razones de seguridad. En sus inicios, las cabinas de la tripulación eran abiertas, siendo la primera en ser cerrada, la del avión diseñado por el ruso Igor Sikorsky Le Grand, en 1913. También existe esta cabina en las naves espaciales tripuladas.

Antes de la aparición de la telefonía móvil, era frecuente observar en la vía pública, teléfonos para uso de quien quiera, mientras colocara en una ranura una moneda o ficha, que estaban resguardados dentro de un pequeño cuarto, llamado cabina. En otros casos, las cabinas telefónicas estaban dentro de un local, accediéndose a ellas, a través de un empleado, que las habilitaba y a quien se pagaba por su uso. Actualmente son muy infrecuentes.

Las cabinas de ducha, suelen instalarse en los cuartos de baño, y son cubículos donde se colocan junto a la ducha, en su columna trasera, sets de hidromasajes, reemplazando a las bañaderas de hidromasaje, que ocupan mayor espacio físico, siendo también muy relajantes.

“La cabina” es una película española de drama y suspenso que se estrenó en Televisión Española el 13 de diciembre de 1972, bajo la dirección de Antonio Mercero. La acción se desarrolla dentro de una cabina telefónica, instalada en una plaza, una mañana del mismo día en que un hombre ingresa a ella, para hacer una llamada telefónica y queda allí atrapado sin poder salir, aún con ayuda externa, hasta que es llevado junto con la cabina, por las mismas personas que antes la habían instalado, viendo, el hombre encerrado, en el trayecto, que otro individuo es transportado en un vehículo, también encerrado en una cabina, siendo ambos conducidos a un almacén donde se depositan las cabinas, que son trampas mortales para quienes ingresan a ellas, y además, donde se las construye.

Buscar otro concepto