Concepto de Derecho del Trabajo

El Derecho del Trabajo es una rama del Derecho en general, y del Derecho Privado en particular, que regula jurídicamente las relaciones entre empleados y empleadores, que se desempeñan en el ámbito privado, en forma individual y colectiva, estableciendo sus derechos y deberes recíprocos.

Surgió como consecuencia de las inequidades que produjo la Revolución Industrial a mediados del siglo XVIII, donde emergió la fábrica como unidad de trabajo, y la mano de obra de los obreros, explotados inescrupulosamente por los patrones.

La Revolución Francesa no mejoró las condiciones de trabajo de los obreros pues los burgueses que las lideraron eran justamente los dueños de las unidades de producción. Fue una larga lucha que comenzó en el siglo XIX la que se concretó en normas que regularon el trabajo dependiente, asegurando trabajo digno, jornadas limitadas, vacaciones pagas, organización sindical etcétera, que fueron poco a poco recogidos en textos constitucionales y reglamentados por leyes específicas.

Las normas que regulan las relaciones laborales pueden provenir de la ley, de las convenciones de las partes, plasmadas en un convenio colectivo de trabajo, de los estatutos y de los laudos arbitrales. La Constitución Nacional de cada Estado fija las pautas básicas que no pueden violarse por parte de las normas reglamentarias, a riesgo de ser declaradas inconstitucionales. En la argentina el derecho a trabajar está contemplado en el artículo 14, y ls condiciones de desempeño en el artículo 14 bis. Hay, además, principios generales, como los de equidad y buena fe que rigen toda relación humana, y otros específicos del campo laboral, como el de protección del trabajador y la gratuidad de los procedimientos. El organismo Internacional dedicado a este tema es la OIT (Organización Internacional del Trabajo) que se fundó el 11 de abril de 1919, para asegurar los derechos laborales a nivel mundial. sus normas son, principalmente, convenios, vinculantes para los Estados partes y recomendaciones, sin efecto vinculante.

El aspecto primordial del Derecho del Trabajo lo constituye el trabajo humano libre, donde una persona física, se encuentra subordinada a un empleador, que puede ser una persona física o jurídica. Se trata del trabajo en relación de dependencia, al cual se debe proteger por considerarse la parte más débil de la relación. Por esa razón en caso de conflicto entre empleados y empleadores, el Juez debe resolver de acuerdo a la máxima “En la duda, a favor del trabajador”.

El objeto del Derecho del Trabajo es la relación laboral, que presume la existencia de un contrato de trabajo, traducida en prestación de servicios y pago de salario. El contrato de trabajo presenta características propias, como la limitación de la autonomía de la voluntad en la fijación de su contenido, ya que justamente, merced al principio protectorio, las normas laborales son de orden público. Así, por ejemplo, las partes no pueden incluir en sus contratos, normas tales como que el trabajador va a desempeñar sus tareas en condiciones insalubres o trabajar más horas que las máximas permitidas sin un pago extra, o no gozar de vacaciones o licencias, ya que en tal caso, esas cláusulas se anulan (el contrato sigue vigente en el resto, por el principio de la continuidad de la relación laboral y no dejar al empleado sin trabajo).

Otra característica importante es la organización sindical libre y democrática, y la posibilidad de los sindicatos de tomar medidas en defensa de los intereses de sus afiliados, en especial, el derecho de huelga.

Buscar otro concepto