Concepto de billar

La palabra billar, procede del francés “billard”, a su vez de “bille” en el sentido de “bola”, y designa a un deporte, practicado rudimentariamente desde la antigüedad egipcia y griega, pero desarrollado modernamente desde el siglo XVIII, en Europa, que requiere para su práctica contar con una mesa especial, lisa y cubierta con un paño, con bordes levantados, hechos de caucho vulcanizado u otro material elástico, para actuar como amortiguadores, y que consta de agujeros en muchos casos, como en el pool o billar americano. Además se necesita un palo o taco, de unos 140 o 145 centímetros, para golpear las bolas, que consta de una flecha, hecha de madera fina o fibra de carbono, de donde el jugador la toma, y una punta blanca, de cuero, que se recubre cada tanto de tiza, para evitar que se deslice, a efectos de golpear la bola de marfil o de otro material similar, a efectos de efectuar una carambola o entronerarlas (hacerlas ingresar en los agujeros) según el tipo de juego.

El billar, según el país tiene sus propias particularidades. El billar francés, se conoce como carambola, y se usan en él, tres bolas: dos blancas y una roja, o una roja, una blanca y una amarilla. Se golpean las bolas blancas, o, en su caso, la amarilla, con el objetivo de hacer carambola, golpeando a las otras dos, con la bola con que se ha jugado. Si se logra puede seguir jugando, o, en caso contrario, cede su turno al oponente. Puede jugarse por sets, a quince carambolas, ganado el mejor de cinco sets; o a distancia, donde se establecen cuantas carambolos se deben lograr para alcanzar la victoria y el número máximo de entradas.

El billar americano, es conocido como pool, donde la mesa posee agujeros en cada esquina, más un agujero en el centro de cada uno de los lados largos de la mesa (seis en total). Esos agujeros, se denominan troneras. El objetivo es lograr introducir en las troneras, el máximo de bolas, de un total de quince, salvo la bola blanca, pues si eso ocurre pierde el juego. La bola 8, es la negra, que debe tocarse cuando solo quedan dos en la mesa, la blanca y la negra, para no perder, lo que también ocurre, si saca a ésta fuera de la mesa o la introduce en una tronera diferente a la que pretendió.

El primer campeonato oficial de billar fue celebrado en el Reino Unido, en el año 1825.

Buscar otro concepto