Concepto de cautiverio

La palabra cautiverio está integrada por los siguientes términos de origen latino: “Captum” en el sentido de aprisionado o capturado más el sufijo de relación “tivus”. El cautiverio es la situación en que se halla un ser vivo cuando se le priva su libertad, que es uno de los bienes más preciados.

El ser humano ha diseñado muchas estructuras para mantener en cautiverio a otras especies de animales, que naturalmente deberían desplazarse en su hábitat natural y no necesitan de los cuidados humanos, por ser salvajes. Para ello ha creado las jaulas, de diversos tamaños según el porte del animal de que se trate. Un pájaro, un oso, un mono o un león enjaulados, no son más que ejemplos de la cantidad de animales a los que el hombre somete a cautiverio, especialmente con fines recreativos. En la actualidad hay una fuerte campaña para erradicar los zoológicos, justamente por privarles a estos seres vivos de su libertad.

Pero los seres humanos también pueden sufrir el cautiverio, a veces de modo ilegal, como cuando alguien es secuestrado; y otras, legalmente, cuando por algún delito que cometió se lo condena a penas privativas de la libertad, como la prisión o la reclusión, por el tiempo que indica la condena del juez o tribunal.

Con respecto al cautiverio ilegal, podemos poner como ejemplo el caso de una niña austriaca, llamada Natascha Kampusch, que con taln solo 10 años fue secuestrada por un misógeno y técnico en comunicaciones, de nombre Wolfgang Přiklopil. Su cautiverio duró 8 años, desde el 2 de marzo de 1998, hasta que pudo escapar, el 23 de agiosto de 2006. La víctima escribió una autobiografía sobre el caso y en 2013 fue llevada al cine, en la película alemana 3096 días.
En la antigüedad el cautiverio de personas inocentes era mucho más frecuente, pues ciertos seres humanos, especialmente los pertenecientes a pueblos conquistados, se veían privados de sus derechos más elementales, y reducidos a la categoría de cosas, pues existía la institución de la esclavitud. Entre estos casos, se conoce como cautiverio de Babilonia, el que sufrió el pueblo hebreo del reino de Judá, entre el año 586 y el 537 a. C, cuando al ser vencidos, fueron exiliados en babilonia, hasta que fueron liberados por Ciro.