Concepto de fructífero

El origen del adjetivo fructífero, es latino. Procede de “fructifer”, a su vez integrado el vocablo, por “fructus” que se traduce como fruto o producto; y el verbo “ferō” en el sentido de "llevar". Algo fructífero es lo que da frutos, como parte comestible de las plantas y árboles; pero también puede aplicarse a las ganancias o resultados favorables.

Los árboles fructíferos son los que dan frutos, que en general sirven para la alimentación, y proporcionan muchos nutrientes, como los manzanos, los perales, los naranjos, los olivos, los almendros, los durazneros, etcétera. Un fruto se origina por el desarrollo del ovario, que llega a su maduración, y allí está contenida la o las semillas, capaces de hacer nacer una nueva especie del mismo árbol fructífero. Los frutos propiamente dichos, proceden de una única flor, mientras otros de una inflorescencia, como el caso del higo.

Algunas plantas como las de tomates o jitomates, que es una herbácea, dan frutos; en este caso, el tomate, que es una baya roja que contiene las semillas.

Se denomina cuerpo fructífero, a la estructura multicelular de los hongos basidiomicetos y ascomicetos, que es parte de su ciclo sexual vital. Sobre el cuerpo fructífero, se conforman otras estructuras que producen esporas. También se lo conoce como esporocarpo. Si crecen sobre el suelo se los llama epígeos, que son apreciables a simple vista; y si lo hacen por debajo, hipógeos.

Por extensión, fructífero es aquello que da muchos beneficios, ganancias o utilidades, ya sean materiales o espirituales, por ejemplo: “Mi empresa es sumamente fructífera, en dos años tripliqué mi inversión”, “Mi matrimonio fue muy fructífero, tuvimos una hermosa vida juntos y tres hermosos hijos”, “Estudiar con un compañero me resulta fructífero, ya que aprovecho mejor el tiempo y entiendo mejor los contenidos al discutirlos con él”, “El viaje ha sido fructífero, ya que conocí muchos lugares en poco tiempo”, “La investigación policial resultó fructífera, pues lograron atrapar al delincuente”, “El debate político fue fructífero ya que se pudieron visualizar perfectamente los dos modelos diferentes de país que proyectan los candidatos” o “El descanso me resultó fructífero pues retorné al trabajo con mayores energías”.