Concepto de seguridad

Del latín “securitas”, implica ausencia o minimización de riesgos, en los avatares de la vida. Un lugar seguro es donde uno puede vivir tranquilo, sin temores de ser agredido por causas externas. Las fuerzas de seguridad de un estado son las encargadas de controlar la observancia de las leyes para que los habitantes puedan ejercer sus actividades con la sensación de seguridad. Hay pocos países en el mundo que pueden considerarse seguros. La violencia, la marginalidad, el terrorismo, el hambre, son factores que atentan contra ello. El Estado en la mayoría de los casos está deficientemente preparado para prevenir, controlar y sancionar las situaciones de inseguridad.

La seguridad vial, implica la sensación de tranquilidad que sienten conductores y peatones en la vía pública, cuando se respetan las normas de tránsito.

La seguridad en las transacciones comerciales, son las garantías con las que cuenta un acreedor para poder satisfacer su crédito en caso de que no cumpla voluntariamente, el deudor, con sus obligaciones.

La seguridad como concepto psicológico, alude al estado de equilibrio mental que le permite a una persona sentir confianza en su propio yo, y enfrentar positivamente las dificultades de la vida. Una persona insegura es la que debe refugiarse y apoyarse en otros, para poder sobrellevar sus problemas, que lo angustian y desbordan.

La seguridad social, es la misión del estado, de proveer a las personas del resguardo de su salud física y mental, y prever los beneficios que se le asignarán en caso de enfermedad, accidente, discapacidad, vejez, etcétera.

El contrato de seguro es un acuerdo voluntario por el cual una persona decide disminuir los riesgos de situaciones cotidianas, pagando una prima a cambio de ser compensado económicamente si ocurre un determinado siniestro: robo, choque automotor, enfermedad, muerte, etcétera.

Seguridad informática es estar libre de riesgos en cuanto a los programas y a la información del sistema informático.