Author Archive

dragón

Dragón procede etimológicamente del griego δράκων o “drákon”, de donde la tomó el latín como “draconis”, aludiendo a los animales que por no tener párpados, miran fijamente, como el caso de las serpientes, a las que se las denomina dragones, y también a todo aquel que mira sin pestañear, por lo cual también se utiliza

rigidez

La palabra rigidez procede del latín “rigidus” aludiendo a lo que es rígido, duro o tieso; más el sufijo de cualidad “ez”. La rigidez es la cualidad de todo aquello que es inflexible, que no se dobla o tuerce, que está firme, tanto en sentido físico como moral. Ejemplos: “Esta madera es muy rígida, harás

autorretrato

La palabra autorretrato se compone de “auto” con el significado de “sí mismo” y retrato, del latín “retractus”, a su vez de “retrahere” = “dirigirse hacia atrás”, para hacer que algo reviva, ya sea a través de palabras, esculturas pinturas o dibujos. Un autorretrato es cuando aquello que se desea plasmar es uno mismo, para

autógrafo

El origen etimológico de la palabra autógrafo podemos hallarlo en la lengua griega, de αὐτόγραφος, de donde lo tomó el latín como “autogrăphus” . Procede de la unión de los términos “autos” que significa “por sí mismo” y “graphus” que puede traducirse como “escritura”. Un autógrafo es un documento o texto manuscrito por el propio

seudónimo

Del griego ψευδώνυμος o “pseudonymos”, el vocablo seudónimo se integró con el término “pseudo” que indica mentira, apariencia o falsedad, más el sustantivo “noma” que alude a “nombre”. Desde los tiempos antiguos las personas necesitaron diferenciarse unas de otras y tener una identidad dada por el nombre, que tiene una importancia suprema a nivel individual,

homónimo

El origen de la palabra homónimo nos remite al griego “homōnymos”, término conformado por “homos” que se traduce como “igual”, y por “onoma” = “nombre”. Las palabras homónimas homógrafas son aquellas que se escriben de modo idéntico pero significan cosas distintas. Su coincidencia es gráfica, pero difieren en su etimología y en su semántica, por

sostener

La palabra sostener nos llega desde el latín “sustinere”, vocablo compuesto por el prefijo “sub” que indica que algo está por debajo y el verbo “tenere” en el sentido de retener algo, sentirse su dueño. Siempre hay dos elementos para que exista la acción de sostener: un sostén o base de apoyo y el objeto

epitafio

La palabra epitafio reconoce su origen etimológico en el griego ἐπιτάφιος que puede leerse como “epitaphius”, vocablo integrado por el prefijo “epi” que puede traducirse como “sobre” o “encima”, y por “taphos” con el significado de “tumba”. En la Antigua Grecia se conocían como epitafios a las oraciones que se recitaban en honor a los

pesebre

La palabra pesebre nació en el latín “praesepe”, término compuesto por el prefijo de antelación “prae” más “saepe” que significa “cercado”, designa un lugar cerrado donde los animales comen o se coloca forraje para uso de los animales. Se trata de un establo, corral o cuadra. En la religión El pesebre de Belén, es la

martillo

Como herramienta de construcción y arma de guerra La palabra martillo procede del latín “martellus”. Se trata de una herramienta de trabajo que sirve para golpear algo para romperlo, deformarlo o incrustarlo. Ejemplos: “Golpea el muro fuertemente con el martillo si desea derrumbarlo”, “Dale unos golpes de martillo a la `pieza para enderezarla” o “Golpea